Dos Buenos Tipos (2016)

Dos Buenos Tipos (2016)

 

El porno es malo, pero el dinero es peor.

Resulta innegable la habilidad de Shane Black a la hora de exprimir todas y cada una de las claves que definen al cine de colegas; seña de identidad de este habilidoso guionista –responsable de un puñado de historias indispensables– que mutó en cineasta de culto tras firmar aquella maravilla de esencia pulp titulada “Kiss Kiss, Bang Bang“. Su enérgico manejo de la referencia pop se combina de nuevo con la sólida comicidad de un guión contundente y la cinefilia –o cinefagia– propia de un depredador de videoclub. “Dos Buenos Tipos” arranca con un bólido atravesando una casa de un suburbio de Los Ángeles. Las letras del cártel de Hollywood aparecen hechas mierda. Estados Unidos se ha despertado del sueño hippie a golpe de impeachment y polución. Aparecen los nubarrones que vaticinan el triunfo de la América corporativa y el capitalismo salvaje. El país apesta a moralina facha y política de váter. Reagan aguarda su momento y una estrella del porno muere en circunstancias sospechosas. Estamos en 1977 y Black le tiende la mano al Paul Thomas Anderson de “Boogie Nights” y “Puro Vicio“. Es un buen año para el crimen; no tanto para los pájaros de California.

Fábula de personajes rotundos, construida en torno a dos tipos empeñados en poner a prueba su ética personal y profesional en todo momento. Russell Crowe es un “resuelve problemas” de métodos expeditivos. Ryan Gosling subsiste como investigador privado, aceptando curros incompatibles con el amor propio. El matón y el huele-braguetas se encuentran gracias a una casualidad homicida que les conducirá a un oscuro sendero de violencia, sordidez, corrupción y cinismo. Shane Black se parapeta tras la comedia (magnífica), el homenaje y la nostalgia surgida de sus buddy movies pretéritas –”Arma Letal“, “El Último Boy-Scout“– para exorcizar los demonios de la tierra prometida, que aquí adquieren la forma de coches tóxicos, contaminación, vileza y dinero. Siempre el maldito dinero, porque el verdadero leitmotiv de la cinta es el dólar y la idolatría malsana que muchos sienten por tan ominosos trozos de papel, en un mundo donde todos parecen tener un precio. Añadimos un lisérgico encuentro con Nixon, el carisma de sus protagonistas y la frescura de la puesta en escena, elementos al servicio de una narración que arropa a la audiencia con una originalidad a prueba de sobornos.

Manu Castro (8/10)
@ManuCastroLSO
(11-08-2016)

 

• Lo mejor: Ryan Gosling y Russell Crowe; hilarante pareja.
• Lo peor: Es una excepción demasiado excepcional.

 

Dos Buenos Tipos (2016)

 

Título Original: The Nice Guys | Género: Comedia / Acción | Nacionalidad: USA | Director: Shane Black | Actores: Russell Crowe, Ryan Gosling, Angourie Rice | Productor: Aaron Auch, Ethan Erwin, Joel Silver | Guión: Shane Black, Anthony Bagarozzi | Fotografía: Philippe Rousselot | Música: David Buckley, John Ottman | Montaje: Joel Negron

 

Sinopsis: El malogrado detective privado Holland March y el matón a sueldo Jackson Healy no tienen nada en común, hasta que se ven inmersos en la misteriosa desaparición de la persona que ambos están siguiendo y se convierten en el blanco de unos entrenados asesinos. Su investigación además les lleva a una multimillonaria conspiración. Healy y March tendrán que utilizar todos sus recursos (legales o no) para salvarse y asegurarse de que la verdad salga a la luz.

 

 

Dos Buenos Tipos (2016)