La Plaga de los Zombies (1966)

 

Tumbas vacías.

En una pequeña localidad de la campiña inglesa, se están produciendo una serie de sucesos tan extraños como inquietantes. Varios de los lugareños han perdido la vida a causa de una enfermedad indeterminada. Desbordado por la situación, el doctor Peter Tompson (Brook Williams) solicita la ayuda de su antiguo mentor, el reputado profesor Sir James Forbes (André Morell), que llega al pueblecito dispuesto a encontrar el origen de la horrible plaga. Le acompaña en su viaje su joven hija Sylvia (Diane Clare), que además es amiga de la esposa de Peter, Alice (Jacqueline Pearce). Las indagaciones no serán nada fáciles; ambos hombres de ciencia tendrán que enfrentarse a las reticencias de unos y las supersticiones de otros. Además, el intrigante hacendado Clive Hamilton (John Carson), propietario de las abandonadas minas de estaño de las afueras del pueblo, y retornado recientemente tras una larga estancia en Haití, parece complicado en todo el asunto.

Realizada apenas dos años antes del estreno de “La Noche de los Muertos Vivientes“, “La Plaga de los Zombies” supuso el primer acercamiento de la británica Hammer Films a la temática zombi. John Gilling (con guión de Peter Bryan) plantea la trama atendiendo a los orígenes del mito; se trata por tanto de un film que perpetúa el cliché del vudú y los ritos de magia negra caribeña, tomando como referencia ciertos aspectos de “La Legión de los Hombres sin Alma” (Victor Halperin, 1932) y “Yo Anduve con un Zombie” (Jacques Tourneur, 1943). Siempre con la formidable ambientación, la cuidada estética y toda la elegancia que caracteriza a las producciones de la Hammer como telón de fondo, la cinta también se apropia de un par de apuntes del “Drácula” de Bram Stoker para condimentar un argumento entretenido a pesar de su predecible ingenuidad.

La aventura comienza de manera pausada y misteriosa con la llegada a la villa y la investigación de los extraños sucesos. La atmósfera de la narración y el fenomenal trabajo de decoración, nos sumergen en los entresijos del inquietante pueblo y los sucesos que tienen lugar en sus siniestros alrededores. Esta destacada primera parte da paso a un tramo final dominado por las secuencias de acción (de factura bastante torpe). Spoilers. Una vez descubierto el perverso complot entorno a los muertos resucitados, sólo cabe contemplar la actuación de unos zombies sometidos por un terrateniente cabronazo –emprendedor protoliberal que va un paso más allá en eso de sacar rédito de la esclavitud laboral–. Gracias a Marx, los no muertos se libran de semejante yugo y le dan matarile al patrón. Por cierto, en esta película sale la zombi más guapa de la historia del cine: Alice, interpretada por Jacqueline Pearce.

Manu Castro (7/10)
@ManuCastroLSO
(10-09-2006)

 

• Lo mejor: Cuando André Morell le planta cara a John Carson.
• Lo peor: Es demasiado predecible.

 

zoml1

 

 

Título Original: The Plague of the Zombies | Género: Terror | Nacionalidad: Reino Unido | Director: John Gilling | Actores: André Morell, Diane Clare, Brook Williams | Productor: Anthony Nelson Keys | Guión: Peter Bryan | Fotografía: Arthur Grant | Música: James Bernard | Montaje: Chris Barnes

 

Sinopsis: Una extraña enfermedad de carácter epidémico está invadiendo la campiña inglesa donde trabaja el joven doctor Peter Tompson. Desesperado, Tompson busca el consejo de su mentor, Sir James Forbes, que llega en su ayuda dispuesto a buscar el origen de la horrible plaga. Entre muertos vivientes, magia negra y tumbas vacías, los dos doctores se embarcan en una peligrosa investigación que encubre un horrible secreto y que les llevará hasta la asombrosa verdad.