Deep Rising (El Misterio de las Profundidades) (1998)

 

Criaturas abisales.

Operación muy jodida en alta mar. Un tipo que no hace preguntas (Treat Williams y su “si hay pasta, con eso nos basta”) traslada a un puñado de mercenarios a un crucero de lujo que ha sido atacado por criaturas aberrantes de las profundidades marinas. Claro que ellos no lo saben, y dirigen sus sabrosos cuerpecillos a las fauces de tan feroces monstruos. Ya os imagináis el fiestón que se desarrolla a bordo. Diálogos y frases pegadizas, personajes estereotipados hasta el límite, situaciones absurdas y acción desatada, “Deep Rising” es una verbena pasada por agua que supuso el salto al cine fantástico del ahora popular Stephen Sommers (consagrado más tarde en la taquilla tras resucitar a “La Momia”). El film saca partido de los mejores elementos de las monster movies de antaño, actualizando el esquema a los tiempos que corren y, lógicamente, contando con medios mucho más holgados (45 millones de dólares nada menos) que las viejas películas de los años cincuenta y sesenta. Las escenas de acción y los efectos especiales cutrones ayudan a ofrecer un espectáculo entretenido y asombroso, pero lo mejor viene de la mano de los protagonistas cliché (maravillosa Famke Janssen) y las descabelladas situaciones en las que se ven inmersos. Todo un acierto dentro del poco original cine de “serie B” comercial de hoy día.

Manu Castro (7/10)
@ManuCastroLSO
(14-07-2003)

 

• Lo mejor: ¿Y ahora qué?
• Lo peor: Que no sepamos que acecha en la isla.

 

 

 

Título Original: Deep Rising | Género: Acción / Terror / Thriller | Nacionalidad: USA | Director: Stephen Sommers | Actores: Treat Williams, Famke Janssen, Anthony Heald | Productor: John Baldecchi, Mario Iscovich, Laurence Mark | Guión: Stephen Sommers | Fotografía: Howard Atherton | Música: Jerry Goldsmith | Montaje: Bob Ducsay, John Wright

 

Sinopsis: De las profundidades del Mar del Sur de China surgen monstruosas criaturas dispuestas a atacar y descuartizar a los pasajeros de un lujoso crucero. Los últimos supervivientes intentarán escapar de la horrible pesadilla en una trepidante carrera por la supervivencia.