Aquaman (2018)

 

¡Qué el mar se apiade de vosotros!

La aventura en solitario de Arthur Curry, alias Aquaman (Jason Momoa), llega en medio del caos absoluto que asola al Universo Cinematográfico DC. Tras la debacle que supuso la (muy) fallida “Liga de la Justicia” y con los dos pilares fundamentales del tinglado (Batman y Superman) en un incomprensible standby, le toca el turno al atlante que susurraba a los peces. Al igual que sucedió con Wonder Woman, cuya presentación tuvo lugar en la estupenda “Batman v Superman: El Amanecer de la Justicia“, a Aquaman también le conocimos en una película coral (la citada “Justice League”). No entraré a analizar de nuevo los pormenores de tanta decisión discutible, pero resulta evidente que a la Warner le entraron las prisas por alcanzar a “Los Vengadores” de Marvel y se saltó capítulos sin ton ni son. Así que, tras el desbarajuste de su puesta de largo en la gran pantalla, el hombre acuático regresa para protagonizar una cinta sobre sus orígenes, aventura que parece evitar (de manera muy evidente) la condición de “siguiente capítulo” en lo que queda del serial DC (recientemente rebautizado como “Mundos DC”). Apenas una fugaz referencia a Steppenwolf, ni palabra de los demás miembros de la Liga… Darkseid ni está, ni se le espera. ¿Cajas Madre? ¿Eso qué es?

Con Zack Snyder apartado de todo el asunto, queda por ver si el cambio de enfoque y tono le sienta bien a las historias y los personajes de DC. El próximo en llegar es “Shazam!“, y la apuesta por la comedia al estilo “Deadpool” parece garantizada. Atrás queda lo oscuro, serio y rotundo. “Aquaman” sube la persiana y deja paso a una luminosidad (parcial) similar a la que pudimos ver en “Wonder Woman“. Estos nuevos superhéroes están menos atormentados y no tan jodidos a nivel emocional. Continúa el tránsito hacia lo naif. Lo más curioso es que fue el propio Snyder quien escogió a Momoa para alejar el halo tontaina que perseguía al personaje en los cómics. Sea como fuere, “Aquaman” es un fiestón subacuático saturado de colorines, animalicos y chorradas. Esta autoconsciente y desmesurada oda a la estética más ultra hortera que os podáis imaginar, no escatima recursos para confeccionar un carrusel kitsch decididamente absurdo. Aunque también es un espectáculo colosal y una aventura fantástica casi tan sólida como su protagonista; un héroe que no duda un segundo en enfundarse su traje original y cabalgar a lomos de un caballito de mar. La cinta de Wan encuentra cierto equilibrio macarra entre centollos, calamares y tiburones de combate, convirtiéndose en una opereta vergonzosa y épica a un tiempo.

Manu Castro (7/10)
@ManuCastroLSO
(21-01-2019)

 

• Lo mejor: La orgía de efectos visuales. El sonrojante pulso sostenido entre Jason Momoa y Patrick Wilson.
• Lo peor: La infame versión del tema “África” de Toto perpetrada por el alopécico de las gafas de sol.

 

¿Sabías que…? El evidente y naíf mensaje ecologista de “Aquaman” nos proporciona algunas de las mejores escenas de la cinta: contemplar como el mar devuelve toda la basura, los barcos y los navíos de guerra a los humanos resulta muy impactante.

 

 

 

Título Original: Aquaman | Género: Acción / Aventuras / Fantásico | Nacionalidad: Australia / USA | Director: James Wan | Actores: Jason Momoa, Amber Heard, Willem Dafoe | Productor: Rob Cowan, Peter Safran, Zack Snyder | Guión: David Leslie Johnson-McGoldrick, Will Beall, Geoff Johns, James Wan | Fotografía: Don Burgess | Música: Rupert Gregson-Williams | Montaje: Kirk M. Morri

 

Sinopsis: Arthur Curry, también conocido como Aquaman (Jason Momoa), es un habitante de un poderoso reino subacuático que recibe el nombre de la Atlántida. En esta película repleta de acción y aventura conoceremos sus orígenes, desde que era un niño criado por un hombre humano y considerado un paria por los suyos, hasta que crece y debe hacer frente a los problemas que han aparecido en su mundo. Entonces, este hombre mitad humano y mitad atlante, emprenderá el viaje de su vida, en el que tendrá que descubrir quién es realmente y si es digno de ser un rey. Acompañado de Mera (Amber Heard), hará frente a este y otros retos, mientras le planta cara a Black Manta (Yahya Abdul-Mateen II) y a su propio hermanastro Orm (Patrick Wilson). ¿Será capaz de dirigir a su pueblo y convertirse en un héroe para el mundo?